22 agosto 2005

Del fin de las vacaciones, la censura, y otros temas

Ayer domingo regresé de A Coruña, donde he pasado un estupendo fin de semana rodeado de cómics y buena compañía. Desde su primera edición, Viñetas desde o Atlántico se ha convertido en una fecha señalada en el calendario, de obligada asistencia. Y lo cierto es que estos 2 días han servido de inmejorable punto final a unas vacaciones que, como era de esperar, se han hecho muy cortas. A lo largo de esta semana espero colgar un post acerca de mi visita al Salón del Cómic de A Coruña, con mis impresiones acerca del mismo. En cuanto a las vacaciones, misteriosamente, cuanto más tiempo tenemos, menos lo aprovechamos. O al menos eso me sucede a mi. Comencé este breve periodo estival con propósitos de aprovechar al máximo el tiempo libre y dedicar parte del mismo a escribir posts para Aquí Huele a Azufre... y Zona Negativa. Pero finalmente se impuso la lógica. El desgaste físico (y psicológico) que sufrí a lo largo de estos meses de estudio pasaron factura, así que opté por descansar lo máximo posible, dormir lo que no pude el resto del año, ver películas, leer cómics, libros, etc... Pero lo cierto es que ponerme delante del ordenador no me motivaba demasiado, así que no he adelantado demasiado trabajo. Pero no me arrepiento. Creo que hice lo que tenía que hacer, y ahora, cuando toca poner los codos de nuevo, me encuentro con las pilas más cargadas que nunca. Sé que va a costar ponerse a estudiar como antes, pues uno enseguida se acostumbra al reconfortante arte de vaguear, pero ánimo no me falta. Por otra parte, y cambiando radicalmente de tema, hoy al mediodía, cuando encendí el ordenador para ponerme al día acerca de lo sucedido en la blogosfera durante mi breve ausencia, me llevé una sorpresa bastante desagradable: el tema de las banderillas de Blogger. Es todo un detalle que esta compañía nos ofrezca un espacio en la red para hacer públicas nuestras neuras, paranoias, intereses, ideas, pasiones y demás extravagancias que se nos pasen por la cabeza (aunque no nos engañemos, si lo hace es porque es rentable: todo es un negocio), pero la idea de dejar al arbitrio de cualquiera que se pase por nuestros blogs juzgar si encuentra su contenido ofensivo, preocupante o inadecuado me parece, cuanto menos, preocupante. Me explico: estoy a favor de la regulación y del control de los contenidos en Internet. Lo contrario sería de una irresponsabilidad imperdonable. Al fin y al cabo, hay mucho enfermo y degenerado suelto que emplean un medio que ofrece infinitas posibilidades para fines más que cuestionables. También comprendo (aunque no necesariamente comparto) la opinión de quienes desde hacen tiempo claman por la elaboración de una especie de código deontológico de los bloggeros, ante las dimensiones que está cobrando este fenómeno. Pero el método escogido por Blogger para guardarse las espaldas puede ser muy peligroso. Si existiera algún tipo de garantía de que, en caso de que un blog recibiera muchas quejas, la citada empresa estudiaría el contenido de la bitácora antes de tomar cualquier tipo de decisión, estaría más tranquilo. Pero no estoy convencido de que así sea, y están en juego muchas horas de trabajo y dedicación de un montón de gente. No quiero pensar qué sucedería si un buen día accedo a mi blog y resulta que su contenido ha desaparecido (toco madera), pero quien más y quien menos ya se ha llevado algún que otro susto por trastear con el código html. Ya sabemos lo que se siente al pensar que meses de trabajo se han ido al garete. Y no es una sensación muy reconfortante, que digamos. De todas formas, quizás estoy ejerciendo de agorero, o me preocupo demasiado evidenciando mi condición de pesimista crónico, pero es un tema que me inquieta. Por si acaso, y poco a poco, estoy recopilando en Word los posts que he escrito a lo largo de estos meses y que a mi juicio merecerían ser salvados de una hipotética catástrofe (ya sé que debería haberlo hecho desde el principio, pero uno es así de despistado y/o vago). Sólo queda confiar en el buen juicio de Blogger, y de todo aquel que visite nuestros blogs. Lo contrario sería desastroso. Por último, quería comentaros los futuros contenidos que veréis a lo largo de las próximas semanas en Aquí Huele a Azufre... (no sé cuándo, porque la periodicidad diaria ya es una utopía para mí): críticas de las películas de Los 4 Fantásticos y Sin City, comentarios acerca del final de temporada de Perdidos y 24, reseñas de, Bastard Samurai, Iconos X-Men: Rondador Nocturno, 1602 e Y: El Último Hombre (éstas 2, probablemente en Zona Negativa), y lo más inmediato: una breve crónica de mi paso por Viñetas desde o Atlántico 2005 (con fotos incluidas). Todo ello poco a poco, que va a costar trabajo recuperar la dinámica opositora de nuevo. Nada más que comentar. Gracias por vuestra paciencia, y perdón por el rollo que acabo de soltar, así como por la irregularidad de este blog. Un saludo y hasta pronto! (eso espero)

5 comentarios:

porlacara dijo...

Has hecho muy bien en descansar, es lo mejor que puede hacer uno en vacaciones. El cansancio acumulado de todo un año se nota y un periodo de relax total es una panacea para el cuerpo.

Ya sabes lo que opino de las banderitas, yo por mi parte he decidido eliminarla. Si alguien decide poner fin a un blog debería ser solo el autor, asi que he actuado en consecuencia.

Esperamos esas futuras reseñas.

Un saludo.

From Jell dijo...

La vagancia puede llegar a ser terapeutica,haces bien.
Espero ansioso ese post sobre el Salon...

SaludOs!.

IvánN Díaz dijo...

Todo lo bueno se acaba :S Así que hiciste bien en descansar para estar fuerte para lo que te viene ahora ^^

Por otro lado, no he entendido muy bien lo de las banderitas: ¿si a alguien no le gustara mi blog me lo podrían cerrar? Ejem... Esto me recuerda TANTO a la censura en los fotologs que me da miedo...

Qué estupidecessss

ifrit dijo...

Si la censura es mala tanto o peor es hablar sin saber...
Así que os recomiendo que leais http://help.blogger.com/bin/answer.py?answer=1200

Ánimo con las oposiciones!

ifrit dijo...

Y aquí cómo hacer un backup de tu blog:
http://help.blogger.com/bin/answer.py?answer=130&query=backup&topic=0&type=f